Challenge SalouIronman 70.3 CascaisCompex

13
Mié, Dic

5 cosas a evitar en la alimentación de un deportista

nutricion

Entrena duro y come con inteligencia y obtendrás los resultados que buscas.

Nuestro colaborador Victory Endurance nos cuenta esta vez cuales son los errores más comunes que comete un deportista en su alimentación.

Puedes ser un buen corredor con una mala alimentación, pero sin duda puedes llegar a ser un excelente corredor si tu alimentación es de buena calidad.

Entrena duro y come con inteligencia y obtendrás los resultados que buscas. Aquí te expongo los errores más comunes de los corredores a la hora de alimentarse.

1.- No reconoces la importancia de la nutrición

Demasiados deportistas sobre todos aquellos que corren que descuidan completamente la alimentación, y esto no está mal si sólo quieres correr de vez en cuando, sin marcar tiempo, sin mejorar, y además sin importar el impacto que esto tiene en tu salud. Pero si tu objetivo es ser más rápido, más ágil, mejorar los tiempos de carrera, mejorar resistencia, y además cuidar la salud para que más adelante puedas seguir corriendo, entonces la nutrición es el ingrediente faltante en tu pack de corredor.

En todo deportista las necesidades tanto de energía como de nutrientes aumentan, y la buena elección de los alimentos que consumes es vital para seguir manteniendo un combustible de calidad y para que el desgaste físico no te supone ningún problema de salud.

2.- Beber alcohol

¿Acostumbras beber alcohol después de todos los entrenamientos? ¡Una, dos, hasta cuatro cervezas no hacen daño a nadie!

Pero si pueden, sobre todo porque estudios han demostrado que beber alcohol después del ejercicio puede afectar a la recuperación de glucógeno muscular y con ello la adecuada reparación de los músculos. Además dependiendo de la cantidad puede deshidratarte, y después de cualquier entrenamiento lo que necesita tu cuerpo es una buena hidratación.

3.- No comer antes de un entrenamiento

Es esencial recargar antes del ejercicio las reservas de glucógeno muscular para poder rendir mejor, reducir la fatiga y además evitar posibles hipoglucemias que conducen a mareos.

Claro que va a depender de la intensidad y la duración del ejercicio, pero los últimos estudios demuestran que los macronutrientes esenciales son los hidratos de carbono junto con las proteínas. La combinación de estos aumenta tanto la síntesis de proteínas musculares como el rendimiento, debido a la energía suministrada por los hidratos de carbono.

A veces es complicado preparar los snacks o las comidas que se tienen que realizar antes de entrenar porque se suele ir después del trabajo, y para eso nuestra barrita Nature’s Energy Bar es una opción ideal,  una barrita energética con 45% de fruta y 20% de avena que te aportará la energía necesaria para el entrenamiento.

Alimentación deportista

4.- Esperar demasiado tiempo después del ejercicio para comer

Un tema que genera mucha polémica, sin embargo, recuperarse después de haber culminado el ejercicio se torna más y más importante sobre todo si se entrena varias veces a la semana o inclusive 2 veces al día. Estudios demuestran que la combinación perfecta es hidratos de carbono de rápida asimilaciñon + proteínas magras, ya que en este momento se duplica la sensibilidad a la insulina, es decir, el resultado será más glucógeno almacenado. Por tanto, se tiene más energía cuando se vaya a realizar el próximo entrenamiento y se recupera antes, fundamental si lo que se está buscando es mejorar rendimiento. Los depósitos de glucógeno y la disposición de aminoácidos en sangre van a ser las claves para la mejor recuperación, algo que se consigue si se planifica bien nuestra dieta después de entrenar.

De todas maneras, después de las sesiones más largas o más intensas algunos corredores pierden su apetito, y comer sólidos es todo un desafío. Los batidos o inclusive las bebidas deportivas son buenas opciones.

Una opción para post-entreno es un batido de proteína con fruta, por ejemplo: Isolate Crystal Whey + Piña + leche de coco.

O el Total Recovery que es una correcta proporción de proteína de calidad (aislado de proteína de suero) + hidratos de carbono.

5.- Comer pocas grasas

Si estás evitando todo tipo de grasas porque no quieres subir de peso es un gran error. Comer grasas de la alimentación no necesariamente es igual a subir de grasa corporal.

Las grasas (sobre todo saludables) son esenciales ya que ayudan a absorber al cuerpo vitaminas como A, D, E y K. Así como aumentan la saciedad ya que tardan más en ser digeridas, por lo cual regulan los niveles de azúcar en sangre. Ayudan a la digestión, regulan el metabolismo, y disminuyen el colesterol en sangre.

No estoy hablando de las grasas de las bollerías, ni de las proteínas animales, ni la mantequilla. Estoy hablando de los aguacates, pescados, nueces, aceites de olivas y semillas. Asegúrate de consumir una proporción de al menos 25% de grasas de tus calorías diarias.

Trata de realizar pequeños cambios y uno a la vez, te darás cuenta que a largo plazo irás obteniendo cada vez más resultados y el esfuerzo habrá valido completamente la pena.

Más información: https://www.tiendaweider.es/

RECOMENDADO
RECOMENDAMOS
Recomendados

Tambíen te puede interesar...