Bilbao night maraton 2018Promocion DorsalesBanner Compex Navidad

26
Mar, Sep

¿Cómo deslizar mejor en el agua?

Tri-consejos

Conseguir un mayor deslizamiento en el nado, repercute en una mayor eficiencia y ahorro energético en la natación

 

Nuestro colaborador Personal Running nos cuenta en da en esta ocasión algunos consejos que podrán seros de utilidad de cara a conseguir un mayor deslizamiento en vuestro nado, y por consiguiente, una mayor eficiencia y ahorro energético.

 

Nadar con la cabeza demasiado levantada.

Deberíamos comenzar siempre partiendo de la base de conseguir una posición lo más hidrodinámica posible, es decir, plana y paralela a la superficie del agua. Un error muy común es nadar con la cabeza demasiado levantada.

Eso hace que desciendan tronco y piernas y por tanto ofrezcamos una mayor resistencia al avance y deslicemos menos. Para evitarlo, deberíamos comenzar con nadar con la cabeza más hundida moviéndola lo único e indispensable para respirar, llevando la mirada más en diagonal que frontal. Ello haría que automáticamente la cadera subiera y también las piernas, ofreciendo menos resistencia al avance.

 

Trabajo de los músculos estabilizadores

Una parte importante en esta búsqueda del deslizamiento recae en el trabajo en seco, en el trabajo de los músculos estabilizadores, sobre CORE, fitball, isométricos, posturales, etc..., ya que cuanto más estabilizada y controlada sea nuestra posición en el agua, realizaremos menos movimientos fuera del plano que nos interesa y que por tanto nos restarían deslizamiento.

En este enlace podrás encontrar una gran variedad de ejercicios que te serán de gran ayuda para encontrarte más estable en el agua:

http://personalrunning.com/blog/posturales-o-en-isometria/

 

Trabajar el Punto Muerto

Por lo general nadamos demasiado planos, es decir, no se aprovecha el movimiento rotatorio del cuerpo en su eje longitudinal para llegar más lejos con la brazada y aplicar más fuerza en sus fases subacuáticas. No nos ayudamos del cuerpo como es debido y tratamos de traccionar únicamente con los brazos. Sería conveniente hacer mucho trabajo de punto muerto, insistiendo en la rotación del cuerpo sobre su eje longitudinal o rolido para permitir desplazarse hacia delante de forma más rectilínea, ayudándose de todo el cuerpo para ejercer fuerza de modo que se pueda llegar más lejos con la mano que desliza hacia delante y acabar con mejor con la mayo que acelera atrás.

Aquí unos ejercicios interesantes:

 

Trabajar los apoyos eficientes

La falta de apoyos eficientes en el agua es uno de los errores fundamentales en la natación y uno de los factores clave que dificultan en gran medida el deslizamiento. Quizás más que un error sea una carencia, pero sí se puede mejorar trabajando sobre la percepción y la sensibilización de la mano en los distintos apoyos. Si la mano no apoya bien, desciende y permite que el codo caiga, lo que rompe la posición correcta del brazo en su intención de coger agua y desplazarlo hacia atrás. Por consiguiente, el cuerpo se hunde y no desliza.

Es importante saber donde nos apoyamos y cómo para conseguir un nado efectivo, siempre tratando de buscar agua “muerta” o “sólida”. Para ello las remadas subacuáticas son un buen método para practicarlo, aquí tienes todas por fases:

 

 

Los ejercicios de contrastes con los cambios de posición de la mano también son importantes, aquí algunos como nadar con puños o con tres dedos:

 

Eso es todo amigos. Esperamos que con estos consejos consigáis un mayor deslizamiento en vuestro nado!

RECOMENDADO
RECOMENDAMOS
Recomendados

Tambíen te puede interesar...