Challenge SalouIronman 70.3 CascaisCompex

21
Mar, Nov

¿Qué es la tendinopatía del supraespinoso?

Sección Tri-Fisio

La tendinopatía del supraespinoso también conocida como impingement o síndrome subacromial, es una lesión que afecta al propio tendón ya sea por un proceso inflamatorio o proceso degenerativo del mismo.

Este tipo de patología dentro del mundo de los triatletas, es muy típica en la natación especialmente en la modalidad de crol. Es el estilo más usado debido a la gran velocidad que nos permite alcanzar en las competiciones, pero al mismo tiempo el que más esfuerzo y tensión nos crea en la articulación del hombro y en toda la musculatura adyacente, especialmente la zona de los manguitos de los rotadores (supraespinoso, infraespinoso, subescapular y redondo menor).

También suele producirse pero con mucha menor frecuencia durante el ciclismo: la posición sobre la bici y la tensión mantenida de la musculatura de la cadena anterior, sobre todo pectoral menor y mayor, provocan una ligera antepulsión, facilitando la aparición de cualquier tendinopatia asociada al supraespinoso.

Normalmente, esta patología representa una de las principales causas de dolor en la cara anterior y lateral del hombro, que en ocasiones puede venir acompañada de limitación al movimiento, especialmente los primeros grados de abducción del hombro, inflamación y dolor nocturno.  

El músculo supraespinoso, discurre desde la parte superior de la espina de la escápula hasta la tuberosidad mayor del humero, pasando por debajo del acromion. Presenta la característica, que en la zona subacromial, el espacio es muy reducido, por lo que cualquier inflamación o irritación previa del supraespinoso, puede acarrear tendinopatías más crónicas y de peor recuperación, hasta incluso la rotura parcial o total del músculo (Imagen 1).

¿Cúal es su posible origen?

No podemos hablar de un único origen en la aparición de esta patología, sino de la suma de diferentes factores que desencadenan dicha lesión: ejercicios repetitivos de elevación del brazo,  mala técnica durante la práctica deportiva (especialmente en la natación), alteraciones biomecánicas, procesos degenerativos, desequilibrios musculares etc.

¿Cómo lo tratamos?

Desde Healthing, recomendamos que cuando se empiece a notar molestias en el hombro con una clínica similar a la anteriormente descrita, se finalice inmediatamente la activdad deportiva para evitar un aumento de la lesión. Una vez confirmada la tendinopatía del supraespinoso, el objetivo principal será eliminar el dolor y la inflamación en aquellos casos en los que exista, mediante diferentes técnicas de terapia manual y osteopatía, acompañado de herramientas como EPI, láser de alta frecuencia, diatermia y ondas de choque para procesos más severos.

Cuando la inflamación y el dolor remitan debemos restablecer los patrones de movimiento funcional del hombro libres de dolor, trabajando los movimientos de abducción y elevación del hombro, potenciando al mismo tiempo el resto de los músculos que componen el manguito de los rotadores. Esta última fase la solemos trabajar con Redcord-Neurac, con la cual conseguimos resultados muy satisfactorios (Imagen2).

 Rehabilitación rotura supraespinoso

 Más información http://healthing.es/

Contacto:

Healthing,  Calle Serrano, 61. 4ª planta - 28006 (Madrid)

Teléfono: +34 91 426 29 24
RECOMENDADO
RECOMENDAMOS
Recomendados

Tambíen te puede interesar...